RebeldeMule

Shoah (Claude Lanzmann, 1985)

Historia, ciencia, sociedad, política y esos conceptos.
Shoah
Claude Lanzmann (Francia, 1985) [Color, 567 m.].

Portada Portada
IMDb
(wikipedia | filmaffinity)


Sinopsis:

    "Shoah" ("aniquilación" en lengua hebrea) es una revisión de la memoria del Holocausto en primera persona. Las víctimas, los testigos, todos aquellos que vivieron el horror y pueden, obligándose a recordar, devolver al presente una realidad que no debe caer en el olvido.

En un fragmento de entrevista al director, Claude Lanzmann, escribió:... "Los protagonistas de Shoá son sobrevivientes, pero habría que llamarlos "los que regresaron", lo que vuelven más allá del límite. Fueron los únicos testigos del exterminio; periódicamente eran liquidados para no dejar testigos. Los que quedaron vivos, fue por milagro, heroísmo o suerte. Por sobre todo, los respeto, los considero héroes y mártires.

Me interesaron estos sobrevivientes, los que regresaron, que nunca hablaron en primera persona, ellos siempre dicen "nosotros"; ellos son los portavoces de los muertos.

"Shoa" tiene por único tema la radicalidad de la muerte. Trata sobre la ausencia de huellas. Fueron asesinados, cremados, reducidos a cenizas"...

Claude Lanzmann considera que la transmisión de la Shoá debe hacerse a través de las obras, de los hechos, porque es el único modo de transmitir un saber muerto, y agrega: “Hoy se libra una batalla por la verdad. Estamos organizando la gestión institucional globalizada: el paso al olvido” expresando así una posición crítica frente a estas manifestaciones de la memoria, de los que desconfía.

Acerca de la película de Benigni "La vida es bella", al igual que "La lista de Schindler", dice: "son modos inapropiados de presentar la Shoá, si no se quiere mostrar el exterminio". El film "Shoá" hace hablar a los que nunca lo hicieron".

¿Cómo contar la historia de la Shoá? ¿Cómo narrar los hechos? ¿Cómo es posible representar el horror y hasta donde es posible hacer arte en este sentido?

Son preguntas que resurgen frente a estos films. Pero por sobre todo revalorizamos la posibilidad que la obra de Claude Lanzmann nos brinda de poder rescatar del silencio la historia de la Shoá.

MS, en "Contra la negación del Holocausto", escribió:Monumental película que excede las nueve horas de duración y en la que se invirtieron once años de trabajo, "Shoah" es una reconstrucción de lo que fue el exterminio nazi de los judíos a través de las voces de diversos supervivientes, de uno y otro bando. A lo largo de una serie de entrevistas salen a la luz las experiencias, los recuerdos y las vivencias de quienes vivieron ese periodo único de la historia. Los primeros planos de los supervivientes se van fundiendo, según explican sus recuerdos, con imágenes de los diversos lugares del desastre en el momento en que se rodó la película. Paisajes cargados de subjetividad, como los campos de Auschwitz, de Treblinka o de Belzec, mostrados en ruinas, acorde a los recuerdos que los supervivientes quieren borrar de su memoria, sin conseguirlo.

Claude Lanzmann, escritor y periodista parisino nacido en 1925, decidió, en los años 70, volcar sus inquietudes en el cine, y se embarcó en la realización de esta película a la que se siempre ha negado la catalogación de documental: "Es una película excepcional, única en su género", ha llegado a defender. Condecorado miembro de la Resistencia de la Segunda Guerra Mundial, Lanzmann decide mantener la historia viva en un documento realmente singular y atroz.

La experiencia propia de Lanzmann le impide ser objetivo (si tal cosa, la objetividad, es posible de algún modo) y mucho menos imparcial. Lanzmann remueve, con sus entrevistas, los recuerdos, provoca a los entrevistados para que ejerciten su memoria, y se inmiscuye en los pasajes que no quedan claros. Lanzmann no oculta esta circunstancia, e incluso la muestra, como cuando le recuerda al ex - dirigente de las SS Franz Suchomel, a quien filma con cámara oculta, su promesa de mantener su nombre en el anonimato. A este respecto, que provocó bastantes críticas, Lanzmann señaló que "quería mostrar que le estaba mintiendo, porque esta gente mentía a diario para matar a los judíos". En ocasiones, Lanzmann se muestra persistente, no desconecta la cámara cuando los supervivientes se emocionan en su ejercicio para recordar, y el cineasta les insta a continuar, ante el valor documental de lo filmado.

La película se divide en dos etapas. La primera empieza con los recuerdos de Simon Srebnik, un superviviente que por entonces tenía 13 años de edad y al que los nazis utilizaban para que les cantara canciones en la región polaca de Chelmno. Al final de la guerra, Srebnik tenía que ser ejecutado. Afortunadamente, la bala no le dañó ningún órgano vital y fue recogido por un campesino. Más de treinta años después, Srebnik vuelve a Chelmno y comprueba que la antigua fábrica de muerte compuesta por dos gigantescos hornos crematorios han desaparecido por completo, y ya sólo queda un claro en el bosque. La película va entonces buscando a protagonistas anónimos, supervivientes judíos que dan gracias a Dios por olvidar lo que vivieron (el caso de Michaël Podchlebnik, que tuvo que enterrar los cuerpos gaseados de su mujer e hijos), e incluso a colectividades, como los miembros de la localidad de Grabow, que demuestran un poso de sentimiento antisemita al afirmar que "los judíos eran los que tenían el capital". Los habitantes polacos de Grabow ocupan ahora las casas que eran de los judíos antes de la guerra, y la antigua sinagoga se ha convertido en un almacén de muebles.

La huella humana que ha dejado el Holocausto en Polonia es visible. Lanzmann opta por filmar siempre las ciudades en días nublados, ya que no concibe que pudiera hacer buen tiempo cuando pasaban los trenes cargados de judíos a Treblinka, como llega a expresarle a un campesino polaco. Y la memoria constituye también un proceso de revisión, como el ejercicio de volver a realizar en tren el viaje a Treblinka, con el mismo maquinista que conducía las deportaciones y que confiesa que se emborrachaba todos los días para soportar los gritos y el hedor de su transporte.

Interesante resulta también el análisis que realiza ante las cámaras el historiador Raul Hilberg, para quien los nazis, de entre toda la barbarie, sólo inventaron el Holocausto. Hilberg señala que la mayor parte de las leyes antijudías del Reich están basadas en antigua legislación que se remonta al medievo, y que la única novedad que pone en marcha el régimen de Hitler es la "Solución Final", siguiendo la corriente de un proceso histórico de tratamiento hacia el pueblo judío que tuvo una primera fase en la conversión al cristianismo y una segunda fase en el exilio. Hilberg concluye que el exterminio se erige en la última fase de este cruel proceso de destrucción.

La segunda etapa de "Shoah" se centra, una vez realizado el contexto y asumido por una enorme cantidad de voces la existencia de los campos de exterminio, en el funcionamiento por dentro de estas fábricas de aniquilación, para concluir con la descripción de la vida en el ghetto de Varsovia. Se emociona Abraham Bomba, un peluquero judío que cortaba el pelo a las víctimas dentro de la cámara de gas de Treblinka en la última acción antes de proceder al gaseado, quien no puede olvidar su impotencia al serle prohibido desvelar cuál era el destino inmediato de sus "clientes": el que se iba de la lengua, acababa incinerado vivo en un horno. No faltan, a este respecto, los detalles de la parafernalia nazi para ocultar a los judíos de Treblinka su futuro. Ni tampoco falta una descripción somera del interior de un campo como Auschwitz o la misma Treblinka, que en sus mejores momentos de "producción" llegaban a quemar a 15.000 judíos diarios, cifra reconocida por el propio Franz Suchomel.

La cámara de Lanzmann intenta situarnos y ponernos en la piel de las víctimas. El plano largo, cámara en mano, de la entrada a Auschwitz es una buena muestra del horror que, aún hoy despierta, la visión de la macabra puerta. Las imágenes de lo que queda del ghetto de Varsovia también arrojan una pequeña perspectiva del sufrimiento extremo, manifestada en testimonios conservados de la época, como el diario de Adam Czerniakow, el presidente del Judenrat de Varsovia, que se suicidó en 1942, y que describe auténticas escenas dantescas, que concuerdan con el relato de Jan Karski, mensajero del gobierno polaco en el exilio y que describe el ghetto como un espacio "ajeno a la Humanidad". Finalmente, el film concluye con el testimonio de Simha Rottem, un fugado del ghetto de Varsovia que trata de conseguir de la Resistencia polaca armas para mantener la revuelta del año 42. La Resistencia les niega a los judíos estas armas y el ghetto acaba aplastado. Cuando Rottem regresa, su desesperación final es el último mensaje de la película: "Soy el último judío, esperaré a que llegue la mañana, esperaré a que lleguen los alemanes".

Documento pesimista pero que busca la construcción de una memoria viva para evitar la repetición de esta catástrofe, "Shoah" (vocablo hebreo con el que se designa al Holocausto) es una cinta que mantiene el interés desde el principio hasta el final. No se trata de un documental al uso con imágenes de archivo, sino un crisol de voces perfectamente ordenado y montado que trata de explicar lo que ocurrió en el centro de Europa en la primera mitad de los años 40. La crueldad inexplicable, la lucha por la supervivencia, el recuerdo de unas vivencias que parecen de otro mundo conforman un magnífico film que abre en el cine caminos pocas veces explorados como instrumento de preservación de la memoria. Con "Shoah" queda testimoniada una parte de nuestra historia más reciente en un ejercicio doloroso y, al mismo tiempo, imprescindible.


Ficha técnica

    Guión: Claude Lanzmann.
    Cámaras: Dominique Chapuis, Jimmy Glasberg, William Lubchansky.
    Sonido: Bernard Aubouy, Michel Vionnet, Danielle Fillios.
    Montaje: Ziva Postec, Anna Ruiz (una de las secuencias de Treblinka) .
    Asistentes Montaje: Bénédicte Mallet, Christine Simonot, Geneviève de Gouvion Saint-Cyr.
    Producción: Les Films Aleph, Historia Films, Ministère de la Culture.
    Asistente cámara: Jean-Yves Escoffier, Andrés Silvart.
    Fotografía: Dominique Chapuis, Jimmy Glasberg, William Lubtchansky (Color) / Phil Gries (documentary segments).
    Ayudantes de dirección: Corinna Coulmas, Iréne Steinfeldt-Levi.
    Intérpretes: Mrs. Apflebaum (yiddish), Barbra Janica (polaco), Francine Kaufmann (hebreo).
    Producción: Séverine Olivier-Lacamp, Stella Gregozz-Quef (production managers).
    Productora: Les Films Aleph / Historia Films / Ministère de la Culture de la Republique Française.

Reparto:

    Simon Srebnik, Michael Podchlebnik, Motke Zaidl, Hanna Zaidl, Jan Piwonski, Itzhak Dugin, Richard Glazer, Paula Biren, Pana Pietyra, Pan Filipowicz, Pan Falborski, Abraham Bomba, Czeslaw Borowi, Henrik Gawkowski, Rudolf Vrba, Inge Deutschkron, Franz Suchomel, Filip Müller, Joseph Oberhauser, Anton Spiess, Raul Hilberg, Franz Schaliing, Martha Michelsohn, Claude Lanzmann, Moshe Mordo, Armando Aaron, Walter Stier, Ruth Elias, Jan Karski, Franz Grassler, Gertude Schneider, Itzhak Zuckermann, Simha Rotem.

Premios

    - 1985: Círculo de Críticos de Nueva York: Mejor documental
    - 1985: NBR - Asociación de Críticos Norteamericanos: Mejor documental
    - 1985: Asociación de Críticos de Los Angeles: Mención especial
    - 1986: Festival de Berlín: Premio OCIC (Mención de honor)
    - 1986: BAFTA: Mejor documental

Género:

    Documental / Historia, Entrevistas, Holocausto, Nazismo.




DVDrip VOS (8 CDs) (fuente)
detalles técnicos u otros: mostrar contenido
AVI File Details
========================================
Name.........: SHOAH Claude Lanzmann Cd8-bluegardenia-divxclasico.com.avi
Filesize.....: 703 MB (or 719,998 KB or 737,277,952 bytes)
Runtime......: 01:15:57 (113,917 fr)
Video Codec..: DivX 5.1.1
Video Bitrate: 1208 kb/s
Audio Codec..: 0x0055(MP3) ID'd as MPEG-1 Layer 3
Audio Bitrate: 80 kb/s, monophonic CBR
Frame Size...: 576x432 (1.33:1) [=4:3]




versión restaurada Criterion BluRay HD 720p VO+SE/I 19,67 Gb.
detalles técnicos u otros: mostrar contenido
## Dedicado a todas las víctimas de la barbarie nazi: judíos, gitanos, discapacitados, comunistas, población civil de las zonas ocupadas... ##

Portada
** Criterion Collection (2013) / 1.37:1 / 550 m. **
- New, restored 4K digital film transfer, with uncompressed monaural soundtrack on the Blu-ray edition -
DVDBeaver / DVDBeaver

Datos técnicos generales:
** HD 720p VO+SI/SIHI / 992x720 (1.378) / 2 partes: 04:34:35 / 04:53:02 (274+293 = 567 m.) **
** Rótulos y textos informativos en inglés **
## Shoah.Part.1.1985.720p.BluRay.x264-GECKOS.mkv [9.83 Gb] ##
## Shoah.Part.2.1985.720p.BluRay.x264-GECKOS.mkv [9.83 Gb] ##
** IMDb AR 1.37:1 / Runtime: 566 min | 544 min (25 fps) / Language: French, Italian, German, Hebrew, Yiddish, Polish, English **

Capturas. Presentación:
Imagen Imagen Imagen
detalles técnicos u otros: mostrar contenido
I Parte

Código: Seleccionar todo
General
Complete name                            : Shoah.Part.1.1985.720p.BluRay.x264-GECKOS.mkv
Format                                   : Matroska
Format version                           : Version 4 / Version 2
File size                                : 9.83 GiB
Duration                                 : 4h 34mn
Overall bit rate                         : 5 127 Kbps
Encoded date                             : UTC 2013-06-16 18:54:23
Writing application                      : mkvmerge v6.1.0 ('Old Devil') built on Mar  2 2013 14:32:37
Writing library                          : libebml v1.3.0 + libmatroska v1.4.0

Video
ID                                       : 1
Format                                   : AVC
Format/Info                              : Advanced Video Codec
Format profile                           : High@L4.1
Format settings, CABAC                   : Yes
Format settings, ReFrames                : 5 frames
Codec ID                                 : V_MPEG4/ISO/AVC
Duration                                 : 4h 34mn
Bit rate                                 : 4 486 Kbps
Width                                    : 992 pixels
Height                                   : 720 pixels
Display aspect ratio                     : 1.378
Frame rate mode                          : Constant
Frame rate                               : 23.976 fps
Color space                              : YUV
Chroma subsampling                       : 4:2:0
Bit depth                                : 8 bits
Scan type                                : Progressive
Bits/(Pixel*Frame)                       : 0.262
Stream size                              : 8.41 GiB (86%)
Title                                    : X264
Writing library                          : x264 core 133 r2334 a3ac64b
Encoding settings                        : cabac=1 / ref=5 / deblock=1:0:0 / analyse=0x3:0x133 / me=umh / subme=7 / psy=1 / psy_rd=1.00:0.00 / mixed_ref=1 / me_range=16 / chroma_me=1 / trellis=1 / 8x8dct=1 / cqm=0 / deadzone=21,11 / fast_pskip=0 / chroma_qp_offset=-2 / threads=36 / lookahead_threads=5 / sliced_threads=0 / nr=0 / decimate=1 / interlaced=0 / bluray_compat=0 / constrained_intra=0 / bframes=3 / b_pyramid=2 / b_adapt=1 / b_bias=0 / direct=1 / weightb=1 / open_gop=0 / weightp=2 / keyint=250 / keyint_min=23 / scenecut=40 / intra_refresh=0 / rc_lookahead=40 / rc=2pass / mbtree=1 / bitrate=4486 / ratetol=1.0 / qcomp=0.60 / qpmin=0 / qpmax=69 / qpstep=4 / cplxblur=20.0 / qblur=0.5 / ip_ratio=1.40 / aq=1:1.00
Language                                 : English
Default                                  : Yes
Forced                                   : No

Audio
ID                                       : 2
Format                                   : AC-3
Format/Info                              : Audio Coding 3
Mode extension                           : CM (complete main)
Format settings, Endianness              : Big
Codec ID                                 : A_AC3
Duration                                 : 4h 34mn
Bit rate mode                            : Constant
Bit rate                                 : 640 Kbps
Channel(s)                               : 1 channel
Channel positions                        : Front: C
Sampling rate                            : 48.0 KHz
Bit depth                                : 16 bits
Compression mode                         : Lossy
Stream size                              : 1.23 GiB (12%)
Title                                    : DTS
Language                                 : English
Default                                  : Yes
Forced                                   : No

Text #1
ID                                       : 3
Format                                   : UTF-8
Codec ID                                 : S_TEXT/UTF8
Codec ID/Info                            : UTF-8 Plain Text
Title                                    : English
Language                                 : English
Default                                  : No
Forced                                   : No

Text #2
ID                                       : 4
Format                                   : UTF-8
Codec ID                                 : S_TEXT/UTF8
Codec ID/Info                            : UTF-8 Plain Text
Title                                    : English
Language                                 : English
Default                                  : Yes
Forced                                   : Yes


Capturas. I Parte:
Imagen Imagen Imagen
Imagen Imagen Imagen Imagen
detalles técnicos u otros: mostrar contenido
II Parte

Código: Seleccionar todo
General
Complete name                            : Shoah.Part.2.1985.720p.BluRay.x264-GECKOS.mkv
Format                                   : Matroska
Format version                           : Version 4 / Version 2
File size                                : 9.83 GiB
Duration                                 : 4h 53mn
Overall bit rate                         : 4 804 Kbps
Encoded date                             : UTC 2013-06-16 20:15:00
Writing application                      : mkvmerge v6.1.0 ('Old Devil') built on Mar  2 2013 14:32:37
Writing library                          : libebml v1.3.0 + libmatroska v1.4.0

Video
ID                                       : 1
Format                                   : AVC
Format/Info                              : Advanced Video Codec
Format profile                           : High@L4.1
Format settings, CABAC                   : Yes
Format settings, ReFrames                : 5 frames
Codec ID                                 : V_MPEG4/ISO/AVC
Duration                                 : 4h 53mn
Bit rate                                 : 4 163 Kbps
Width                                    : 992 pixels
Height                                   : 720 pixels
Display aspect ratio                     : 1.378
Frame rate mode                          : Constant
Frame rate                               : 23.976 fps
Color space                              : YUV
Chroma subsampling                       : 4:2:0
Bit depth                                : 8 bits
Scan type                                : Progressive
Bits/(Pixel*Frame)                       : 0.243
Stream size                              : 8.33 GiB (85%)
Title                                    : X264
Writing library                          : x264 core 133 r2334 a3ac64b
Encoding settings                        : cabac=1 / ref=5 / deblock=1:0:0 / analyse=0x3:0x133 / me=umh / subme=7 / psy=1 / psy_rd=1.00:0.00 / mixed_ref=1 / me_range=16 / chroma_me=1 / trellis=1 / 8x8dct=1 / cqm=0 / deadzone=21,11 / fast_pskip=0 / chroma_qp_offset=-2 / threads=36 / lookahead_threads=5 / sliced_threads=0 / nr=0 / decimate=1 / interlaced=0 / bluray_compat=0 / constrained_intra=0 / bframes=3 / b_pyramid=2 / b_adapt=1 / b_bias=0 / direct=1 / weightb=1 / open_gop=0 / weightp=2 / keyint=250 / keyint_min=23 / scenecut=40 / intra_refresh=0 / rc_lookahead=40 / rc=2pass / mbtree=1 / bitrate=4163 / ratetol=1.0 / qcomp=0.60 / qpmin=0 / qpmax=69 / qpstep=4 / cplxblur=20.0 / qblur=0.5 / ip_ratio=1.40 / aq=1:1.00
Language                                 : English
Default                                  : Yes
Forced                                   : No

Audio
ID                                       : 2
Format                                   : AC-3
Format/Info                              : Audio Coding 3
Mode extension                           : CM (complete main)
Format settings, Endianness              : Big
Codec ID                                 : A_AC3
Duration                                 : 4h 53mn
Bit rate mode                            : Constant
Bit rate                                 : 640 Kbps
Channel(s)                               : 1 channel
Channel positions                        : Front: C
Sampling rate                            : 48.0 KHz
Bit depth                                : 16 bits
Compression mode                         : Lossy
Stream size                              : 1.31 GiB (13%)
Title                                    : DTS
Language                                 : English
Default                                  : Yes
Forced                                   : No

Text #1
ID                                       : 3
Format                                   : UTF-8
Codec ID                                 : S_TEXT/UTF8
Codec ID/Info                            : UTF-8 Plain Text
Title                                    : English
Language                                 : English
Default                                  : No
Forced                                   : No

Text #2
ID                                       : 4
Format                                   : UTF-8
Codec ID                                 : S_TEXT/UTF8
Codec ID/Info                            : UTF-8 Plain Text
Title                                    : English
Language                                 : English
Default                                  : Yes
Forced                                   : Yes


Capturas. II Parte:
Imagen Imagen Imagen
Imagen Imagen Imagen Imagen
Imagen Imagen Imagen



[ Add all 23 links to your ed2k client ]

Nota Mié Abr 11, 2007 5:26 pm
¡Gracias, Ecto!

Nota Sab Jul 19, 2008 3:12 pm
Vaya por delante que "Shoah" me parece una obra de visionado imprescindible -y seguramente también lo son sus aledaños, dedicados al exterminio de los judios por los nazis, "Sobibór, 14 octubre 1943, 16 horas" y "Un hombre que pasa"-. Pero también me parece que es una obra que se recibe muy acríticamente. Ayer, leyendo el "Cahiers du cinema-España" dedicado a "películas invisibles", encontré que un tipo tan interesante como Gonzalo de Lucas se refería como película lamentablemente díficil de ver a "Sobibor", y en su reseña repetía el ritual típico: gemidos de respero hacía lo indecible del horror allí testimoniado, etc.

Pienso que estas reacciones las merece mucho del material que reunió Lanzmann para "Shoah"; pero también pienso que no es lo mismo el material que el montaje que hace Lanzmann de ese material. Muchas veces se presenta a "Shoah" como una película que permite una especie de comunicación directa con el horror -que además Lanzmann declara considerar como una suerte de horror sobrenatural, ante el que no cabe buscar explicaciones históricas-. Se olvida así que "Shoah" es una película tan artificiosa como cualquier otra, con un montaje persuasivo en favor de una de las ideas que preocupan a Lanzmann, "la repropiación de la violencia por los judios".

Si hay una película de Lanzmann realmente invisible no ya para el espectador (no he sabido localizarla en la mula), sino para la consideración de los críticos, es "Tsahal", otra película de testimonios, pero no de testimonios de supervivientes del holocausto, sino de bien vivientes miembros del ejército israelí, presentado casí como "el único moral del mundo". Mi pobre cultura sólo ha encontrado algunas líneas dedicadas a esta película (un artículo de Santos Zunzunegui en "Letras de cine", primera etapa, nº 7 -2003-). Y "Tsahal" no es una excrecencia en la filmografía de Lanzmann: de hecho, según Zunzunegui, la invisible "Sobibor" era en principio, según Lanzmann, un prólogo a la invisible e intangible "Tsahal". Esto, que debería estar en el centro de cualquier consideración crítica hacía el cine de Lanzmann, es frecuentemente escamoteado, y de hecho ni siquiera se menciona en las meritorias ediciones, por "Libros de arena", de los guiones de las películas sobre el Holocausto. ¿Temor a considerar un tema tan espinoso?

Sin tener presente "Tsahal", y sin analizar el lenguaje de las películas de Lanzmann con espíritu crítico, quizás estemos bloqueando la capacidad del cine de Lanzmann para hacernos apurar, hasta las heces, y quizás contra la intención de Lanzmann, la verdad sobre el horror.

Reseña: « Tsahal », défense et illustration de l’armée israélienne

Nota Lun Jul 21, 2008 3:32 pm
Sobibor la descargué hace tiempo, ahora me has recordado que no tengo subtítulos, a ver si estos le valen:

eLink de eMule Sobibor, 14 Octobre 1943, 16 Heures [Claude Lanzmann, 2001] DVDRip.avi  [698.32 Mb]
eLink de eMule Sobibor.14.Octobre.1943.16.Heures [ESP].srt  [81.2 Kb]

[ Add all 2 links to your ed2k client ]

Nota Vie Sep 27, 2013 5:38 pm
[Editado por el comité de RBM para incluir información y enlaces en el primer mensaje. Muchas gracias, compañero marlowe62.]

Pablo Kurt, en Filmaffinity, escribió:El francés Claude Lanzmann dirige un impresionante documental de 9 horas y media sobre el Holocausto sin usar imágenes de archivo ni recreacciones de ficción, tan sólo con la narración minuciosa de las experiencias de las víctimas y los testigos. Unas palabras que obligan al espectador a realizar un ejercicio de insoportable imaginación sobre el dolor, el espanto y la degradación humana ocurrida en los campos de exterminio. Unas palabras con el fin último de la reflexión y de que jamás caiga en el olvido. Es largo, y no es ameno. Poco importa. Es "Shoah", un imprescindible y sobrecogedor documento histórico que traspasa el valor de mero documental.

Miguel Ángel Palomo, en El País, escribió:Monumental trabajo en el que el cineasta francés Claude Lanzmann invirtió 11 años de su vida, un terrible acercamiento documental al holocausto. 'Shoah' supone para el espectador un viaje al centro mismo del exterminio judío, una cadena que lo ata ante la pantalla para impedir que pueda mirar hacia otro lado. Algo de eso es 'Shoah': la historia de personas que miraban hacia otro lado; también la de seres humanos que se acostumbraron a convivir con el horror hasta que se convirtió casi en algo cotidiano; también la de quienes sucumbieron ante la mano nazi y la de quienes vivieron para contarlo, marcado para siempre. Ante la cámara de Lanzmann desfilan supervivientes, oficiales, civiles ucranianos y polacos... Todos ellos se convierten en símbolos de la Europa que callaba ante la tragedia que vivían en el Este: en Treblinka, más tarde en Auschwitz... Quizá sea fácil hablar de películas imprescindibles. 'Shoah' lo es por encima de cualquier otra.

Marcel Ophüls escribió:El documental más grande jamás realizado sobre la historia contemporánea.

En SensaCine se escribió:El director Claude Lanzmann muestra las experiencias vividas por las víctimas del Holocausto en este documental que tiene una duración de casi diez horas y que le costó once años de riguroso trabajo e investigación. Para que el espectador pueda percibir de una manera más directa el sufrimiento que estas personas tuvieron que soportar en los campos de concentración, Lanzamann decidió plasmar todas esas historias mediante entrevistas personales realizadas a los desgraciados protagonistas de la fatídica historia. El cineasta tampoco deja de lado en el documental la descripción de lugares como Auschwitz o Treblinka, mediante evocadoras imágenes que hacen imaginarlos este horrible exterminio.

En Cinémotions se escribió:Enquête et témoignage sur l'un des drames les plus terribles de l'histoire de l'Humanité : l'extermination d'hommes, de femmes et d'enfants juifs pendant la Seconde Guerre mondiale par les nazis.

AMG SYNOPSIS: Shoah is an astonishing film on a number of levels, starting with its own existence -- a documentary on a subject so horrendous, and horrific, that few potential filmgoers really want to think much about it, or the events related within. But Jewish-French filmmaker Claude Lanzmann took the plunge, head-first into his subject, in the hope that the audience would follow for 570 minutes. And as it turned out, Lanzmann's extreme approach to filmmaking was precisely the correct one to take in dealing with his subject, the Nazi extermination of Europe's Jews from 1938 through 1945. At first, in its opening minutes, the documentary seems to be shaping up as a relentless parade of interviews, all done in the subjects' original languages and translated as audio live in front of the camera, as well as on-screen. But Shoah is a lot more than a succession of talk in multiple languages. Rather, Lanzmann did what one only wishes the Stuart Schulberg documentary Nuremberg (1947) could have done -- he brings us and many of his subjects (including some low-level perpetrators) to the sites of the crimes in question, so that we perceive the dimensions and settings when they tell of the vile acts of murder and desecration they were obliged to commit, or which were committed upon them or those around them (including family members -- in a quietly horrific moment, one survivor, recalls being forced to carry out the orders to hide a graveyard, and tells of finding the bodies of his own family in one layer of corpses). What's more, the calm of the talk, and the detachment brought about by the need for translation, has the eerie effect of making the nature of the film -- which is definitely not short of striking visuals in support of the interviews -- much more enveloping than one could possibly imagine it could ever be. Indeed, by taking a broad approach over a huge canvas, but keeping the moment-to-moment emotional intensity in check, Lanzmann ends up making the unthinkable into a manageable subject for purposes of his film, and delivers a movie that accomplishes the seemingly impossible. And in the process, gradually, one begins to comprehend the unthinkable in dimensions that those present, victims and participants alike -- based on the evidence of the survivors before us -- must have accepted at the time, which goes some way to explaining the seemingly unanswerable, of how the catastophic events at the film's center could have occurred. The sad answer, as one realizes about an eighth of the way through the movie, is that it happened in stages, and little steps taken in isolation, the latter being the key element -- most of the participants (though certainly not the planners or the major overseers) never realized precisely the dimensions of the horror in which they were complicit, or to which they were witness. Lanzmann's movie ends up presenting a revelatory account of the "how" behind the greatest international social horror of the twentieth century -- the why is better left to historians, social philosophers, and theologians. -- Bruce Eder

AMG REVIEW: Claude Lanzmann's Shoah is a unique document in the world of cinema, and an improbable one. Even immediately after the end of the Second World War, when the world was sorting itself out from the conflict and curious about the nature of the evil of the defunct Third Reich, there were social and political forces at work that militated against the excessive exposure of too much film on the Holocaust. And in the decades that followed, especially in the United States, apart from sanitized, prettified dramatizations such as the American television mini-series Holocaust, there was little impetus to generate much coverage of the subject for movie audiences; apart from a lack of commerciality, producers and distributors were increasingly concerned with stirring up audiences who were concerned with contemporary Middle Eastern politics surrounding the State of Israel. Into the midst of that political world of the 1980s came Lanzmann and his 570 minute documentary, more than a dozen years in the making and too much of a heavy lift for his original backers. Even after their withdrawal, he continued onward with his interviews and editing, ultimately delivering one a startling body of work -- Shoah is vast in its proportions, just under 10 hours long, yet delved into its subject on such personal and intimate terms that once one gets past the sheer dimension of the total film, it is absorbing on levels that are totally unexpected -- but not surprising, as Lanzmann, with the ambitious length, was willing to go where few directors and no producer before him had been prepared to tread. In taking a microscope to the accounts of survivors (and some ex-Nazis and Hitler supporters, as well as participants who carried out orders of the Nazis in order to stay alive), and letting them tell it in their own language, at their own pace, and within whatever zone-of-comfort there is to be found in relating such an account, the filmmaker reveals a larger, even more elusive truth than the grisly details contained within the recollections -- in the act of assembling these stories and presenting them, one realizes that one of the key mechanisms behind the Final Solution of the Hitler government was that most of the activity toward extermination was seen from the ground, not the air. That is, that while it was clear to the victims and those around them what was happening, their relative isolation, and the incredulity of anyone (especially on the Allied side) that such actions could be carried out on a mass-scale made it possible to do precisely that. In one fell swoop, Lanzmann's efforts thus provide a response to the Holocaust deniers and others who have questioned the reality of what happened in the decades since. Additionally, the low-key presentation of the accounts allows one to absorb the nearly 10 hours of material than a more emotionally demanding approach would have permitted. Across its running time, the movie works on (at least) two levels, the out-sized and the intimate, the overlapping, contrasting approaches strengthening the overall structure of the piece and permitting this work to be palatable in ways that may completely surprise the skeptical. It's still harrowing at times, with some details shocking in their violence and horror, but Lanzmann has succeeded in creating a film that permits one to ponder the unthinkable. -- Bruce Eder

En Criterion se escribió:Over a decade in the making, Claude Lanzmann’s nine-hour-plus opus is a monumental investigation of the unthinkable: the murder of more than six million Jews by the Nazis. Using no archival footage, Lanzmann instead focuses on first-person testimonies (of survivors and former Nazis, as well as other witnesses), employing a circular, free-associative method in assembling them. The intellectual yet emotionally overwhelming Shoah is not a film about excavating the past but an intensive portrait of the ways in which the past is always present, and it is inarguably one of the most important cinematic works of all time.

Simone de Beauvoir, en extractos de “La mémoire de l’horreur”, publicado en el guión de "Shoah" (Gallimard, París, 1985), escribió:No es fácil hablar de ‘Shoah’. Hay magia en ese film y la magia no puede explicarse. Después de la guerra hemos leído cantidad de testimonios sobre los guetos, sobre los campos de exterminación: estábamos conmovidos. Pero al ver el extraordinario filme de Claude Lanzmann nos damos cuenta de que no sabíamos nada. A pesar de conocerla, la horrorosa experiencia seguía distante de nosotros.

Por primera vez la vivimos en nuestra cabeza, nuestro corazón, nuestra carne. Pasa a ser la nuestra. Ni ficción ni documental. ‘Shoah’ logra esta recreación del pasado con una sorprendente economía de recursos: lugares, voces, caras. El gran arte de Claude Lanzmann es hacer hablar a los lugares, resucitarlos a través de las voces y más allá de las palabras, expresar lo indecible por los rostros.

En Fundación PROA se escribió:Filmado a lo largo de doce años, Shoah es un épico documental sobre el Holocausto realizado a partir de entrevistas a sobrevivientes, testigos y victimarios. El film no recurre a ningún material de archivo, sino que busca “reencarnar” la tragedia judía presentando el testimonio de sus protagonistas y visitando los lugares en que aconteció. Lanzmann decidió filmarlo tras ver cómo, luego de apenas cuarenta años, el genocidio comenzaba a desdibujarse en la bruma del tiempo, cómo la atrocidad pasaba a ser neutralizada por la Historia. Su enorme tarea –épica e íntima, inmediata y definitiva– es un triunfo de forma y contenido que, a la vez que revela verdades ocultas, reescribe las reglas sobre el cine documental.

Claude Lanzmann escribió:Bastaría quizá formular la pregunta más sencilla, preguntar: “¿Por qué han asesinado a los judíos? Ésta ya desvela de entrada su obscenidad. Hay una obscenidad absoluta en el proyecto de comprender.

El no comprender fue mi ley de hierro durante todos los años de elaboración y realización de Shoah: perseveré en esa negativa como la única actitud posible, ética y operativamente a la vez. Esa guardia alta, esas orejeras, esa ceguera fueron para mí la condición vital de la creación.

Ceguera debe entenderse aquí como el modo más puro de la mirada, la única forma de no desviarse de una realidad literalmente cegadora: la clarividencia misma. Dirigir sobre el horror una mirada frontal exige que se renuncie a las distracciones escapatorias, la primera de ella, la más falsamente central, la cuestión del por qué, con la sucesión indefinida de frivolidades académicas o de canalladas que no cesa de inducir. “Hier ist kein Warum” (”Aquí, no hay porqués”): Primo Levi relata que la regla de Auschwitz le fue de esta forma enseñada a su llegada al campo por un guardia SS. “No hay porqué”: esta ley es también válida para aquel que asume la carga de una transmisión semejante.

Pues el acto de transmitir es el único que importa y no hay inteligibilidad, es decir, saber verdadero, que preexista a la transmisión. La transmisión es el saber mismo. La radicalidad no se divide: no hay porqué, pero tampoco hay respuesta al porqué del rechazo del porqué bajo pena de volver a inscribirse en la obscenidad en el instante mismo de la enunciación.

En Fundación PROA se escribió:Claude Lanzmann (1925, Francia) fue uno de los organizadores de la Resistance en el liceo Bliase Pascal en Clermont-Ferrand en 1943. Participó ahí de la resistencia clandestina y luego se unió a la resistencia maquisen el centro de Francia. Recibió la Medalla de Honor de la Resistencia, fue nombrado Comandante de la Legión de Honor, Gran Oficial de la Orden Nacional del Mérito, Doctor Honoris Causa en Filosofía en la Universidad de Jerusalén, la Universidad de Ámsterdam, la Universidad de Adelphi en Estados Unidos y de la European Graduate School. Lanzmann trabajó como profesor de Filosofía y Literatura en la Freie Universität Berlin, durante el bloqueo a esa ciudad (1948-1949). En 1952 conoció a Jean-Paul Sartre y Simone de Beauvoir y comenzó su larga colaboración con Les Temps Modernes, revista de la que actualmente es director. Hasta 1970, dividía su tiempo entre la revista y el periodismo, escribiendo artículos y crónicas de primera mano y permaneciendo coherentemente fiel tanto a su lealtad a Israel (país que visitó por primera vez en 1952) como a su compromiso contra el colonialismo. En 1970, abandonó el periodismo para dedicarse al cine. Su primera película fue Israel Why¸ que retraba el país con sus verdaderos colores, evitando la simplificación del blanco y negro. Se estrenó en el New York Film Festival, el 7 de octubre de 1973, apenas unas horas antes de que estallase la Guerra de Yom Kippur. En 1973 comenzó a trabajar en Shoah, a la que se abocó a tiempo completo durante doce años. Cuando fue estrenada en 1985 fue inmediatamente reconocida como un acontecimiento capital, tanto histórico como cinematográfico.

    Comentarios:
    - "Shoah, película de Claude Lanzmann (o sobre la dificultad de la representación del Holocasusto)". Leyendo a la sombre.
    - El cine que hay que ver: “Shoah” (Claude Lanzmann, 1985). Manuel de La Fuente, Efe Eme.
    - Shoah (Claude Lanzmann, 1985). Javier Guijarro, Cinearte.
    - SHOAH. Claude Lanzmann. Francia, 1985. Manu Lechón, Las1001deLechón.
    - "Claude Lanzmann: la historia hecha cine", por Gaspar Pomares. La Columnata (24 mayo 2013).
    - "Lanzmann y los límites del cine", por Felipe Cabrerizo y Jon Etxeberría. Revista Minerva.
    - SHOAH, por Abraham Zylberman. Imagen e Historia. (Incluye textos de Simone de Beauvoir y Claire Devarrieux).




Relacionados





Salud.

Nota Sab Sep 28, 2013 7:01 am
Documento pesimista pero que busca la construcción de una memoria viva para evitar la repetición de esta catástrofe, "Shoah" (vocablo hebreo con el que se designa al Holocausto) es una cinta que mantiene el interés desde el principio hasta el final. No se trata de un documental al uso con imágenes de archivo, sino un crisol de voces perfectamente ordenado y montado que trata de explicar lo que ocurrió en el centro de Europa en la primera mitad de los años 40. La crueldad inexplicable, la lucha por la supervivencia, el recuerdo de unas vivencias que parecen de otro mundo conforman un magnífico film que abre en el cine caminos pocas veces explorados como instrumento de preservación de la memoria. Con "Shoah" queda testimoniada una parte de nuestra historia más reciente en un ejercicio doloroso y, al mismo tiempo, imprescindible.
WINSLET


Volver a Cine documental

Antes de empezar, un par de cosas:

Puedes usar las redes sociales para enterarte de las novedades o ayudarnos a difundir lo que encuentres.
Si ahora no te apetece, puedes hacerlo cuando quieras con los botones de arriba.

Facebook Twitter
Telegram YouTube

Sí, usamos cookies. Puedes ver para qué las usamos y cómo quitarlas o simplemente puedes aceptarlo.